Ya se siente el “Espíritu Campañero”…

Mujeres y hombres, unos con cargos y otros que lo andan buscando, unos aprendices y otros ya viejos políticos, todos han salido a labrar sus respectivos caminos, rumbo a la renovación de alcaldías y diputaciones del 2021.

Ahorita todos dicen ser 24/7. Nadie quiere quedar fuera de los reflectores. Saben que es momento de levantar la mano, es tiempo de estar en la “jugada” y hacer talacha para convencer al electorado.

Unos reparten comida, otros le entran a las faenas de colonias y comunidades, no importa que se ensucien las manos; algunos aprovechan el domingo para dizque promover el deporte, mientras que otros reparten apoyos, visitan y hacen reuniones en comunidades, para según escuchar y resolver problemas. El caso es que -de distintos colores y sabores- todos andan en chinga loca. El proceso electoral está corriendo y nadie se quiere quedar sin ser tomado en cuenta.

Ahorita ya les salió el amor por el pueblo; incluso, hay personajes que por años se habían perdido y hoy vuelven a reaparecer; ya otra vez reparten “chayos” y dan entrevistas, hablan de progreso y desarrollo, dicen tener el remedio a los males que afectan a los distintos sectores sociales. Se ponen mantos de filántropos, porque algo quieren y no precisamente es lo que predican, el interés personal va por encima de todo, así son de falsos.

En Misantla, San Rafael, Tlapacoyan, Martínez de la Torre, en todo el distrito VII es lo mismo. Los que andan en busca de algún cargo público se levantan temprano y comienzan a hacer lo suyo. Hay quienes hacen “campaña” bajo el amparo de familiares que son alcaldes, diputados o diputadas. Otros se la andan rifando con partidos pobres. Es más, ya hasta los que se ganaron cargos en tómbola sueñan con ser presidentes municipales.

En casos muy particulares, hasta parece que hay monarquías; del papá al hijo, del hijo al papá, del suegro al yerno o al hermano, así es como quieren que se de la sucesión de las alcaldías. Con asociaciones civiles hacen campañas adelantadas y así también se burlan del INE. Es más, hasta pagan publicidad en Facebook para que los vean y conozcan más personas.

El “Espíritu Campañero” se respira aquí y en todos lados. Hay luces amarillas que se intercalan con rojas que, a su vez, se mezcladan con azules; también están las verdes que se quieren hacer pasar por cafés y otros tonos multicolores; aquí es el poder por el poder, el pueblo está en segundo plano, así es esto y lo sabemos, pero pocos lo reconocen.

¡Buenas tardes!